¿Por qué enseñar ciencia?

PorqueCiencia_00.jpg

Después de la renuncia de Francisco Brieva a la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica (Conicyt), que resulta ser la 2da renuncia en 2 años (la anterior fue de José Miguel Aguilera en septiembre del 2013), da la lamentable sensación que el estado chileno tiene a la ciencia como ultima prioridad.

Intentando comprender las causas de lo irrelevante que es la ciencia para nuestras autoridades y también para la gente de la calle y muchos de los que leerán este artículo, podría afirmar que es reflejo de algo que se arrastra desde el colegio, de las bases. La gran mayoría de nuestros alumnos, al egresar de 4to medio, aparte de carecer de comprensión lectora, son incapaces de entregar argumentos basados en el conocimiento científico y adolecen de falta de pensamiento crítico.

Y si lo pensamos bien, es algo obvio, ya que tanto profesores como autoridades son tan analfabetos científicamente como sus alumnos y no resulta extraño que ellos sepan mucho más de pseudociencia que de ciencia y tengamos profesores que consulten el tarot o se saquen cartas astrales y colegios que publiciten las Flores de Bach o realicen prácticas de Yoga con sus alumnos (lo que en sí no es malo), el error es justificarlo como una forma de canalizar “energías”.

Obviamente los profesores son producto de nuestra sociedad, al igual que todos nosotros y transmiten sus ideas y creencias a los alumnos. Además, la profesión de profesor resulta ser muy conservadora, ya que tienden a enseñar a como aprendieron y no tanto como le enseñaron a enseñar.

Para definir un poco el objetivo y desde el marco conceptual de las pruebas PISA 2015, ¿Qué debería saber un alumno para ser competente en ciencia?

Primero; Debe ser capaz de explicar fenómenos científicamente,

Segundo; evaluar y diseñar investigaciones científicas y

Tercero; poder interpretar datos y pruebas científicamente.

Es decir, tener la capacidad de involucrarse reflexivamente en temáticas relacionadas a la ciencia y con las ideas de la ciencia y así ser ciudadanos alfabetizados, responsables y críticos.

Ahora para responder la pregunta que encabeza estas líneas, hay que aclarar que no se busca que al terminar el colegio, los alumnos salgan expertos en física, química, biología o matemáticas, no para nada. El objetivo es que el egresado entienda y sepa lo que hay detrás del término “demostrado científicamente”, pueda diferenciar “teoría” de “hipótesis”, comprenda que es el “método científico” y por ultimo sepa que toda afirmación debe estar respaldada de evidencias.

La utilidad práctica de esta forma de pensar es, por ejemplo; saber buscar argumentos y evidencias para combatir la actual proliferación de movimientos anticientíficos, como los antivacunas y los negacionistas del cambio climático. También ser capaz de criticar las pseudociencias, como la homeopatía, las flores de Bach, la medicina cuántica, el reiki, por nombras solo algunas. No caer bajo la influencia de personajes como los Salfate (conspiracionista), los Cristian Contreras alias Dr. File (conspiracionista) o los Urquiza (medico cuántico). Evaluar críticamente si es bueno o no fumar marihuana, no ser vulnerable a los productos “mágicos” que ofrece el mercado (los que te hacen tener esas abdominales que siempre has querido, bajar de peso en pocas semanas, bebidas para deportistas que no tienen el debido respaldo científico, etc.).

Enseñar ciencia es complejo, ya que se tienen que modificar ideas que vamos construyendo en el transcurso de nuestra vida cotidiana, conceptos que deberemos modificar al verlos con los ojos de la ciencia.

Representa un gran y laborioso desafío, ya que los cambios tecnológicos y sociales que hemos vivido en los últimos decenios están obligando a replantear el modelo educativo. Hoy los métodos de enseñanza están atrasados, ayer un profesor se paraba frente a sus alumnos enseñaba y el alumno copiaba y memorizaba, pero hoy todo lo que se enseña, los alumnos lo pueden aprender por fuera, por ejemplo en Internet o en programas de televisión.

Producto de esto, la Didáctica hoy se convirtió en un campo de investigación en sí mismo, ya que debemos desarrollar formas innovadoras para educar a nuestros jóvenes en un mundo siempre cambiante. Mundo que hoy enfrenta el gran y urgente reto de frenar el cambio climático, evento que pondrá en serio riesgo nuestra subsistencia como especie, objetivo que con científicos  e ingenieros imaginativos e ingeniosos podremos lograr

|

Comentarios

Escribe un comentario

¿Quieres usar tu foto? - Inicia tu sesión o Regístrate gratis »
Comentarios de este artículo en RSS
Cerrar